Fondo comun
Cómo rodar unos altavoces - NOTICIAS
Cómo rodar unos altavoces

Cómo rodar unos altavoces

Se conoce como rodar, o hacer el rodaje, a unos altavoces a utilizarlos durante un tiempo mínimo nada más adquirirlos para que todas las piezas se asienten y amolden antes de que la caja acústica ofrezca los mejores resultados en la reproducción.

Los altavoces necesitan este periodo de gracia en funcionamiento antes de alcanzar su potencial de calidad en la reproducción debido a su mecánica. El cono, por ejemplo, cuenta con bobinas que son las que crean las vibraciones de aire que el oyente interpreta como sonido. También está el centrador, el disco unido a la bobina de voz y a la base del cono que ofrece una guía para que el cono pueda regresar a su lugar original después de haberse movido impulsado por la señal.

Al utilizar unas cajas acústicas se obliga a el centrador a moverse, volviendo más elástico el tejido que la sostiene; lo que le permite ser más flexible y libre, reproduciendo de forma más dinámica y natural. Así, las cajas acústicas permiten al altavoz crear un sonido más suave y satisfactorio, con la dosis de graves correcta.

La forma rápida de rodar unos altavoces

 La forma básica es conectarlos al equipo de sonido y utilizarlos con normalidad durante unas 20 o 30 horas, tras lo cual seguirán mejorando su reproducción durante las primeras cien horas más o menos.

Aún así, existe un método más rápido y técnico para conseguir el mismo resultado sin necesidad de que los altavoces suenen.

Primero, hay que colocar los altavoces uno frente al otro a unos diez centímetros, y conectarlos al amplificador invirtiendo la polaridad, de modo que la corriente alterna corra en sentido contrario como se muestra en el siguiente diagrama facilitado por Cambridge Audio.



Invertir la polaridad y reproducir con un altavoz frente al otro ayuda a que cancelen el sonido, lo que significa que solo podrán escucharse los agudos en lugar de los graves capaces de hacer vibrar la sala. Gracias a esto, se puede aumentar el volumen y los graves para aumentar el movimiento de los drivers y mejorar el proceso. No obstante, los expertos recomiendan no forzar los altavoces poniéndolos a máximo volumen, sino aumentarlo un poco en comparación al nivel de escucha habitual. Reproducir a alto volumen durante un buen rato puede dañar los altavoces y sobrecalentar el amplificador.

Existen muchas opiniones sobre cuánto hace falta dejar funcionando así unos altavoces para que ya estén listos. Desde Cambridge recomiendan en torno a unas 36 horas.
© 2014 - Armonia Hi-Fi - Todos los derechos reservados
Manz Soluciones On/Off